¿Aprender a comer? En Maskom te damos estas claves

Esta semana, en Maskom Supermercados, te traemos las recomendaciones del doctor Nicolás Romero, nutricionista conocido por su participación semanal en el programa ‘Saber vivir’ de La mañana de la 1 y por presentar el programa de TVE ‘Dr. Romero’ quien nos da claves para aprender a comer.

La obesidad es un problema que afecta a nuestra salud, sin embargo, eso no significa obsesionarse con lo que comemos. El 39,3% de los españoles sufren sobrepeso y el 21,6 de obesidad, según datos del Estudio Nutricional de la Población Española (ENPE), un hecho que afecta gravemente a la salud de la población. El doctor Romero aboga por un plan de alimentación para mantenerse en forma, sin dietas que puedan ser “arriesgadas y peligrosas”. Su método “Inteligencia corporal” implica re­flexión psicológica para aprender a conocer nuestro cuerpo y cambios en nuestro estilo de vida antes de programar un plan de alimentación propio.

“No utilizamos la comida solo para alimentarnos, sino para paliar otro tipo de deficiencias afectivas”, afirma tajantemente el nutricionista. Es más, según explica, “el 80% de las personas obesas en España no reconocen tener problemas de peso y se autoengañan con lo que comen: llegan a picotear 20 veces al día, además de las comidas principales y, sin embargo, creen que no comen mucho”. Por eso, antes de comenzar un nuevo plan propio de alimentación, el doctor asegura que hay que re­flexionar sobre cómo creemos que nos alimentamos. Para ello da las siguientes pautas:

• Modificar las creencias.

• Desenmascarar el engaño: si comes raciones grandes, si estás continuamente picoteando entre horas…

· Ser muy consciente de lo que comes: planificando los menús semanales y llevando al súper una lista de la compra. “Está comprobado que si se improvisa, se come peor”, explica y añade: “No hay que comprar por impulso, sino eligiendo los productos más saludables”.

· No vivir obsesionado con la comida, ni confiar en dietas milagrosas ni en vitaminas, y sí aprender a conocer nuestro cuerpo y cómo funciona.

· No dejarte presionar por los demás. Por ejemplo, si en un cumpleaños insisten en que comas igual que ellos y tú estás cuidando tu alimentación, debes ser coherente con tu plan y explicarlo para que lo entiendan

Para que el plan de alimentación basado en la inteligencia corporal funcione, hay que adoptar una serie de pautas sanas 10 días antes de introducir esos cambios en la dieta:

  1. Dormir bien y suficientes horas. Un sueño insuficiente provoca sobrepeso. Y está demostrado que dormir menos de seis horas afecta a la salud cardiovascular. También ayuda comer al menos 2-3 horas antes de acostarte y tomar infusiones calientes por la noche, ya que controlan la ansiedad y bajan la temperatura corporal (facilita el sueño).
  2. Alargar las comidas más de 20 minutos, el tiempo que necesita el cerebro para dar la orden de saciedad. Para lograrlo, mastica y bebe muy despacio, saboreando, y convirtiendo la comida en un acto consciente. Nada de comer de forma automática.
  3. No hace falta terminar todo lo que está en el plato. Hay que romper con esa creencia social de obligación.
  4. No ser impaciente. La saciedad llegará, y no tienes que comer más porque creas que te quedas con hambre. Si bebes mucho durante las comidas, te sentirás lleno antes.
  5. Conocer cómo son tus digestiones y qué es lo que te daña. Por ejemplo: si para desayunar tomas aceite de oliva, tomate, zumo de naranja y padeces acidez, tienes que variar los hábitos, porque aunque son alimentos muy saludables, no son buenos para ti.
  6. Estar dispuesto a moverte, a practicar ejercicio de forma regular. Puedes comenzar por caminar 30 minutos diarios a paso ligero al menos tres veces a la semana, y después añadir ejercicios de resistencia (como Pilates).

Reaprender a comer

Si estás convencido de que quieres aprender de nuevo a comer, debes basar tu nuevo plan en tres niveles, que serán la base de tu menú diario de tres platos:

  1. Tomar alimentos ricos en fibra y agua. Hay mucha agua en frutas y verduras, que además son muy diuréticas. Pero también en platos líquidos como caldos, cremas, gazpacho, purés… Además, con estos alimentos ingerimos también minerales y vitaminas de buena calidad. Son muy recomendables como primer plato, porque son muy saciantes.
  1. Ingerir proteínas de buena calidad (animales y vegetales). Si es posible, mejor los últimos, ya que no contienen problemas añadidos (como las purinas perjudiciales, que pueden provocar ácido úrico). Pero las proteínas vegetales también son menos completas en aminoácidos, así que hay que compensar.

• Vegetales: legumbres, cereales, frutos secos y derivados de la soja (como el tofu), semillas…

• Animales. El huevo es muy completo y barato y puede prepararse por ejemplo en tortilla con tomate natural, o con arroz integral… También es muy saludable el pescado, más que la carne. Por ejemplo: 100 g de atún contiene las mismas proteínas que 100 g de ternera, pero el pescado incluye grasas Omega 3, más saludables. Incluye mejillones, sepia, calamares… que pueden ser congelados, ya que no pierden proteínas y son más económicos.

  1. Aceite de oliva virgen para todo: freír, cocinar, aliñar… Se trata de preparar platos ajustados a la dieta mediterránea, dando preferencia a los alimentos frescos, regresando a los platos tradicionales con trucos básicos:

• Optar por los sofritos de nuestras abuelas, para evitar los alimentos insípidos, a la plancha.

• Si se come pan, arroz o pasta, que sea integral.

• Introducir las legumbres 3-4 veces a la semana. Se puede cambiar el compango (morcilla, tocino, chorizo) por las verduras, incluirlas en ensaladas, etc.

El doctor Romero asegura: “Con solo estos ingredientes, una familia puede elaborar un plan de alimentación sano propio, que no nos cree ansiedad, que disfrutemos mientras lo llevamos a cabo y también después, cuando comprobemos que hemos alcanzado nuestro objetivo”.

Por último, asegura que si logramos seguirlo durante un año, estará integrado en nuestra dieta diaria de por vida, así que ya sabes, acude a tu Maskom Supermercados más cercano, que además abre este próximo domingo 3 de diciembre y empieza a realizar tu compra saludable y riquísima con estos consejos que te hemos traído hoy.